En la gastronomía de nuestros días se busca, cada vez más, el equilibrio entre salud y diversión. Con una demanda al alza y constante de SALUD en todas sus facetas, resulta imprescindible no perder la magia en la cocina, que convierta las recetas saludables en atractivas y sabrosas. Esa magia que a veces parece esfumarse en el concepto que tenemos de salud.

Por eso en Esto es Comer Comer, tomamos nota y nos metemos en la cocina para traer recetas exquisitas con la tradición de toda la vida, utilizando las técnicas culinarias más saludables del S XXI, sin renunciar a nada.

Binomio gastronomía y salud
Cuando cocinamos en casa somos más conscientes del modo en cómo vamos a preparar la comida y qué ingredientes y cantidades vamos a utilizar. Esto nos permite tener el control de una forma muy directa sobre nuestra salud, si lo que queremos por ejemplo, es que nuestro peso se mantenga en un rango razonable y de salud.

Pero, ¿qué ocurre cuando no lo hacemos nosotros? ¿Cómo podemos reconocer la calidad nutricional de un plato cuando salimos a cenar o pedimos comida a domicilio? Cabe recordar en este punto, que asociamos una dieta menos saludable cuando no la cocinamos nosotros, aunque no tiene por qué ser siempre así.

Reivindicamos la cocina tradicional como fuente de salud y bienestar, una cocina casera, sana, equilibrada y variada, para toda la familia.

En Esto es Comer Comer hemos tenido esto en cuenta y, en nuestro afán por ofrecer platos tradicionales con todo el sabor para que los disfrutes, también queremos que lo hagas poniendo a tu disposición la información culinaria y nutricional de nuestras recetas y demostrarte que Gastronomía y Salud pueden ir de la mano, sin tener que pasar tiempo en la cocina. Por ello, te vamos a contar cómo lo hacemos.

La Cocina Saludable de Esto es Comer Comer
Recetario tradicional y Dieta Mediterránea

Teniendo como referencias, nuestro recetario familiar y la esencia de la Dieta Mediterránea, declarada Patrimonio Cultural Inmaterial por la Unesco en 2013 tanto por ser un estilo de vida único, como por sus constados beneficios sobre la salud; trabajamos día a día para que nuestra selección de ingredientes, recetas, métodos de cocinado y calibrado nutricional final, te muestre 52 opciones muy atractivas, que te ayuden a realizar de una manera sencilla, la elección más saludable en base a  un equilibrio global por grupos de alimentos, técnicas culinarias, texturas o temperatura.

De hecho, te mostramos cada semana las “Recomendaciones del Chef y la Nutricionista” para cada una de las secciones: entrantes, principales, platos únicos y raciones.

Cómo lo hacemos

Brevemente, te explicamos los puntos más importantes de cómo EECC elabora sus recetas.

  • Cocinamos como en casa. La buena cocina lleva su tiempo y nosotros lo invertimos para que el sabor sea inconfundible.
  • Nuestros ingredientes son siempre de la máxima calidad. Trabajar con la mejor materia prima es fundamental para ofrecer una calidad constante.
  • Alimentos naturales. Es así como cocinamos. Desde cero y artesanalmente. Lo hacemos todo a mano. ¡Increíble! ¿Verdad? Desde nuestras albóndigas, a la salsa de tomate, la lasaña o los boquerones en vinagre. Todo un lujo en los tiempos que corren.
  • Técnicas culinarias. Las practicamos casi todas, excepto las que cargan en exceso de calorías nuestros platos, sin que ésto influya en sus características organolépticas.
    • Cocina al vapor
    • Escalfado
    • Salteado y rehogo
    • Wok
    • Asados
    • Guisos con control de temperatura
    • Cocina al punto: no pasamos nuestros pescado y carnes.
    • Evitamos la fritura profunda.
    • Control de la temperatura del aceite: calentamos a fuego moderado y no superamos los los 170º para evitar que se puedan producir compuestos tóxicos.
  • Aceite de oliva como aceite de cocinado. Es la base gastronómica de la Dieta Mediterránea. Pero es que además, intentamos utilizar siempre el mínimo posible. Esto lo notarás muy rápidamente cuando veas qué bien te sientes después de comer nuestros platos. Utilizamos siempre aceite de oliva virgen extra para los aliños en crudo.
  • El sabor. Es muy importante que los platos además de seguir preparaciones tradicionales y saludables, acaben teniendo un sabor apetecible. Nosotros lo equilibramos de esta forma tan natural:
    • Utilizando especias, alimentos cítricos y ácidos, ajo y cebolla, frutos secos, reduciendo la sal añadida.
    • Elaborando todas nuestras salsas de forma casera.
  • Ponemos el ojo en el control tres parámetros fundamentales: grasas saturadas, azúcares y sal. Son el método de control interno para clasificar qué platos son los más saludables.
  • Añadimos fruta y frutos secos siempre que podemos y favorezcan positivamente el resultado de la receta.

¿Quieres un ejemplo? Prueba nuestros Huevos con patatas y jamón

Y para confirmar todo lo anterior, qué mejor que verlo con una de nuestras recetas más tradicionales y populares. Cuando pensamos en unos huevos con patatas y jamón, de primeras se nos viene a la cabeza, que lo vamos a disfrutar mucho, pero que nos vamos a pasar con la ingesta de calorías, dado que es un plato que aporta dos ingredientes que van a sufrir una fritura: los huevos y las patatas.

¿Cómo hemos conseguido que al degustar este plato, reduzcas la ingesta de grasa? Pues porque hemos aplicado dos técnicas culinarias mucho más saludables:

  • Freímos los huevos en agua, es decir, los escalfamos.
  • Y asamos las patatas.

Además de reducir tu ingesta de calorías, tendrás una mejor digestión.

Huevos con patatas y jamón