A la hora de pedir comida casera para disfrutar en casa suelen ser numerosas las opciones que se te plantean. Son tantas que, en ocasiones, puede resultar una tarea un tanto ardua decidirte por una de ellas.

Si pides comida casera, como su propio nombre indica, es la que se elabora en antes en casa. Es lo que tradicionalmente preparan las familias en sus domicilios a diario para alimentarse.

Recibe este nombre por su carácter familiar, artesanal, de gente que elabora platos para cuidar a los suyos y que tan buenos recuerdos nos evocan. Pero eso ya no es solo exclusiva de las cocinas particulares.

También se considera casera la que elaboran en muchos restaurantes tradicionales. Lo hacen con el mismo cuidado, mimo y saber hacer que las madres a diario en sus casa. Y así mismo es como lo preparamos en Esto es comer comer, porque nuestra intención es no solo alimentaros, sino también cuidaros con nuestra comida casera.

Pedir comida casera como de las madres

Vemos a nuestros clientes como parte de nuestra familia y por esa misma razón pedir comida casera a través de nuestro servicios de menús semanales a domicilio supone tener la garantía de que vas a disfrutar de unas elaboraciones similares a las que prepara tu madre a tu abuela.

De hecho, por nuestras cocinas han pasado tres generaciones de cocineros y hemos aprendido a trabajar como lo hacían nuestros maestros. Le ponemos dedicación y esmero, pero también gran profesionalidad. Los ingredientes que utilizamos son de la primera calidad y primamos el producto de temporada, como haría cualquier gran cocinera casera.

En lo que se refiere a los procesos los controlamos de principio a fin y nos decantamos por las cocciones lentas, en que el producto tome protagonismo. Esa es la clave de la comida preparada por las madres. Donde introducimos una novedad es en el siguiente paso.

pedir comida casera madrid

Pedir comida casera con seguridad

Queremos que nuestros platos lleguen a ti en condiciones óptimas y no tengas prisa por comerlos. Tú organizas tu menú teniendo en cuenta que, desde que las recibes, tienes varios días para dar buena cuenta de nuestras elaboraciones. ¿Cómo es eso posible?

Una vez que hemos cocinado los platos los introducimos en un abatidor, que lo que hace es bajar la temperatura permitiendo que su fecha de caducidad se expanda, sin perder una sola de sus cualidades y nutrientes. El día de la entrega nuestro personal llevará tu pedido en frío y tú deberás conservarlo en la nevera hasta que llegue el momento de consumirlo. Así, puedes pedir comida casera que disfrutarás hasta dos semanas después.

Trabajamos a diario para ofrecerte las mejores propuestas para pedir comida casera y hacerte más fácil tu día a día. No es necesario que pases horas y horas en la cocina elaborando deliciosos y complicados platos, nuestros experimentados cocineros se encargan de ello.